viernes, 13 de julio de 2012

El Espejo

"El artista es un vasallo que tiene que pagar los diezmos por el don que le ha sido concedido casi como un milagro. Pero el hombre moderno no quiere sacrificarse, a pesar de que la verdadera individualidad sólo se alcanza por medio del sacrificio. Nos estamos olvidando de ello y así perdemos también la sensibilidad para nuestra determinación como hombres.
(...) la imagen artística es siempre un símbolo, que sustituye una cosa por otra, lo mayor por lo menor. Para poder informar de lo vivo, el artista presenta lo muerto; para poder hablar de lo infinito, el artista presenta lo finito. Un sustitutivo. Lo infinito no es materializable, tan sólo se puede crear una ilusión, una imagen."





3 comentarios:

Anónimo dijo...

el papel del sacrificio parece o me parece que siempre juega como el camino en el aprendizaje del hombre ( del ser humano) ... o entrando en juego como elemento trágico, en el sentido de desgracia, en las vidas de aquellos que llegan a comprender desde la vehemencia del amor, la cualidad humana del otro, y así de si mismo. Antígona, Ripley en Alien III , Besiedge, Constantine, no? una no se dá cuenta de sí misma tan facilmente... ni del papel que se está jugando hasta entender sin pensarlo, hasta entender desde el sentir que la renuncia es el camino, la renuncia a su propio. es el nacimiento de los héroes modernos. la entrada al paraíso, la salvación, por medio de la entrega de las prioridades de nuestro tierno YO. una no controla nada, una no decide nada parece como que a través del sacrificio propio se acepta la comunión con el cosmos y así paz. y sin salir publicado en facebook, se demuestra que no sos un robot.

Anónimo dijo...

el papel del sacrificio parece o me parece que siempre juega como el camino en el aprendizaje del hombre ( del ser humano) ... o entrando en juego como elemento trágico, en el sentido de desgracia, en las vidas de aquellos que llegan a comprender desde la vehemencia del amor, la cualidad humana del otro, y así de si mismo. Antígona, Ripley en Alien III , Besiedge, Constantine, no? una no se dá cuenta de sí misma tan facilmente... ni del papel que se está jugando hasta entender sin pensarlo, hasta entender desde el sentir que la renuncia es el camino, la renuncia a su propio. es el nacimiento de los héroes modernos. la entrada al paraíso, la salvación, por medio de la entrega de las prioridades de nuestro tierno YO. una no controla nada, una no decide nada parece como que a través del sacrificio propio se acepta la comunión con el cosmos y así paz. y sin salir publicado en facebook.

Martín Tricárico dijo...

Me encantó. Muchas gracias por comentar.
También yo creo personalmente que el sacrificio no juega únicamente con respecto a un Otro, sino con uno mismo, con descubrir los propios ideales y relegar, o, justamente, sacrificar ambiciones o deseos de poder que nos caracterizan en tanto falencias, como seres. Desprenderse de todo eso y mostrarle asimismo a un Otro como uno verdaderamente es.
También estoy convencido de que el sacrificio tampoco implica grandes sucesos trágicos como los que mencionas de Antigona, Besieged, Drive; sino de pequeños pasos, de pequeñas humildades que por más pequeñas que son, se siente que son muy dificiles de alcanzar. Ya mucho he escuchado la excusa tan vendida de la arrogancia como algo que no debe reprimirse, sin embargo yo creo que la verdadera represión es en no darse la oportunidad de una mirada verdadera. Ese para mi, es ya un sacrificio. Y por supuesto, sin el autobombo del facebook que aun no logre =)